Salas de los Infantes

Salas de los Infantes, situada en la Sierra de la Demanda, Burgos, es una ciudad con un rico legado histórico y cultural. Conocida por su conexión con los Siete Infantes de Lara, esta localidad ofrece un viaje a través del tiempo, desde sus raíces celtíberas hasta su importante papel en la historia de Castilla.

Descubre los tesoros de Salas de los Infantes, un lugar donde la historia cobra vida en cada rincón.

Geografía

La Ciudad Milenaria Salas de los Infantes, situada en el valle del Arlanza, presenta un casco urbano dividido por este río. Dista 56 kilómetros de Burgos a la que la une la N-234. Es la cabeza de un extenso partido judicial.

Historia

La ciudad fue fundada por el conde Garci Fernández y recibió fueros en el 974 por Gonzalo Gustios, señor de Lara ynci padre de los Siete Infantes. El título de ciudad fue concedido por Alfonso XIII en 1925.

Salas, centro del comercio y los servicios de la vertiente sur de la Sierra de la Demanda, duplica su población en las temporadas vacacionales. Su dotación en tiendas y servicios es foco de atracción de los vecinos de todos los pueblos del entorno y se puede afirmar que esta tradición empresarial (antes fue sede de un muy nombrado mercado de ganado), ha entrado en el siglo XXI con verdadera pujanza. Cuenta además con destacadas empresas de la madera y la piedra en el Polígono de San Isidro. Con varias localidades vecinas (Castrillo, Hacinas,…), conserva una modalidad de ordenamiento territorial denominada «ledanías» que nos retrotrae a los primeros tiempos de la repoblación cristiana de la Edad Media.

Demografía

Salas de los Infantes es la población más grande de la Sierra de la Demanda, con cerca de 1896 habitantes censados en 2019 (sin contar entidades menores, con las que sumaría 1965)

A mediados del siglo XIX esta cifra era menor, con 984 habitantes. Durante los últimos años, la población ha aumentado gracias, en parte, a la llegada de emigrantes,

Patrimonio arqueológico

Salas es el centro de una comarca que, gracias a los trabajos de excavación e investigación del Colectivo Arqueológico Salense, se ha convertido en los últimos años en lugar de referencia en paleontología de dinosaurios. Además, las excavaciones arqueológicas han sacado a la luz interesantes hallazgos celtas y romanos. Todo ello puede contemplarse hoy día en un magnífico Museo que año a año va a aumentando sus atractivos gracias a las excavaciones que el CAS, en colaboración con distintas universidades españolas, lleva a cabo cada verano.

En la subida a la iglesia de Santa María se conservan varias tumbas antropomorfas altomedievales.

Patrimonio monumental

El templo de Santa María, enclavado en el barrio del mismo nombre, fue erigido en sucesivas etapas dejando una profunda huella en su fábrica. La belleza arquitectónica de este representativo edificio es patente en las bóvedas de crucería con terceletes, del más puro estilo gótico isabelino (finales del siglo XV), con añadidos posteriores como la portada, la airosa torre o el baptisterio, hoy severamente alterado. Aquí se concitan soluciones constructivas medievales y elementos ornamentales renacentistas que testimonian una síntesis mágica y perfecta de formas y estilos.

Varada en el barrio de Costana, al otro lado del río Arlanza, la iglesia de Santa Cecilia se entretiene, coqueta y rotunda, en un exquisito sumario de corrientes artísticas, encerrando un patrimonio único pocas veces conocido. Gobernado por un crucero del siglo XVII, el atrio –en el que se reconstruyó recientemente un arco exento procedente del templo medieval del despoblado de Mazariegos- brinda el primer roce con el arte y la religiosidad.

Esta iglesia es un atractivo ejemplo de la arquitectura gótica burgalesa (siglo XV). Levantada sobre una fábrica del XII de la que aún quedan vestigios visibles –como la espadaña de triple tronera y remate en piñón- ostenta muros de sillería pétrea bien engarzada en los que se abre una portada con arquivoltas ligeramente apuntadas del último gótico castellano, en la transición al renacimiento, que permite el ingreso a la construcción.

Festividades y tradiciones

Especial mención merecen las fiestas patronales de Nuestra Señora y San Roque, que se celebran con la participación de miles de vecinos y visitantes desde el 14 al 18 de agosto. También se celebra la Fiesta de la Matanza, la Semana Santa, o la Cabalgata de Reyes Magos.

Naturaleza y rutas de senderismo

En Salas de los Infantes se puede visitar Peña Rota,  una excelente muestra del fenómeno eremítico en la Sierra de la Demanda entre los siglos VIII y XI. Más allá de su magnitud arqueológica, esta arquitectura troglodita –integrada por 13 cuevas artificiales excavadas en una gran roca de arenisca- sorprende por su función primigenia de centro religioso cristiano.

Desde este municipio se puede realizar la ruta Tierra de Dinosaurios, que se compone de una serie de yacimientos de icnitas (huellas fósiles) de dinosuarios que recorre Mambrillas de Lara (yacimiento la Pedraja), Salas de los Infantes (yacimientos de Costalomo y Museo de los Dinosarios) y Regumiel de la Sierra (yacimietno El Frontal) todos ellos declarados Bien de Interés Cultural.

Desde la localidad se puede realizar también la Ruta de Escipión al Castillo de Castrovido, la Ruta de las Calderas, ruta al cementerio de Sad Hill, al Monasterio de Alveinte , etc.

Actualmente, Salas de los Infantes integra como barrios propios a los pueblos de Castrovido, Terrazas, Arroyo de Salas y Hoyuelos de la Sierra.

Vivienda en Salas de los Infantes

¿Te identificas con alguna de estas situaciones referente al mercado inmobiliario de Salas de los Infantes?

Desde Agalsa podemos ayudarte. Selecciona el perfil que mejor se ajuste a ti.

¿Pensando en vivir o pasar más tiempo en algunos de nuestros pueblos? Esto te interesa

Pasar más tiempo en un pueblo Sierra de la Demanda
>
×